martes, 19 de marzo de 2013

REALIDAD HISTÓRICA


Una de las cosas que me llamó la atención de 1650 A Capa y Espada en un primer momento, fue su similitudes con la realidad histórica. Ya que dicho wargame como bien hemos explicado en entradas anteriores es una recreación de una España ficticia del siglo XVII. Y ¿por qué me llamó esto y no otra cosa del juego de miniaturas? Porque como buen historiador que soy (lo digo porque tengo la licenciatura de historia, otra cosa es lo de lo bueno je je je) y amante a la fantasía, veía como en un único wargame estaban unidas mis dos pasiones de por vida. Por eso, en esta entrada me quiero centrar en realizar una comparación del trasfondo de dicho juego con lo que verdaderamente ocurrió en 1650. 


Rey

1650 A Capa y Espada: En 1621 se corona en Iberia Felipe III El Omnipotente.
Realidad Histórica: En 1621 se corona Felipe IV apodado el Grande como rey de España

Política Exterior

1650 A Capa y Espada: Guerra Fiel que comenzó con la disputa entre la fe católica de Tiberia y la protestancia germana.
Realidad Histórica: Guerra de los Treinta Años fue una guerra librada en la Europa Central (principalmente Alemania) entre los años 1618 y 1648, en la que intervino la mayoría de las grandes potencias europeas de la época. Esta guerra marcará el futuro del conjunto de Europa en los siglos posteriores. Aunque inicialmente se trató de un conflicto religioso entre estados partidarios de la reforma y la contrarreforma dentro del propio Sacro Imperio Romano Germánico, la intervención paulatina de las distintas potencias europeas gradualmente convirtió el conflicto en una guerra general por toda Europa



El Valido

1650 A Capa y Espada: Conde Diego Baltasar de Alatrón, apodado el Gran Sirviente del Rey. Valido del rey que llevó a Iberia al desastre tras sus ineficaces decisiones políticas. 
Realidad Histórica: Gaspar de Guzman y Pimentel Riberay Velasco de Tovar, apodado el Conde Duque de Olivares, valido del rey Felipe IV (que reina hasta 1665) teniendo que hacer frente a problemas como la revuelta de Portugal y Cataluña como muchos otros acontecimientos. 


Tercios de los Morados Viejos

1650 A Capa y Espada: De entre todos los maestres que desembarcaron en el Purgatorio para mantener nuestro señorío, el más destacado fue Álvaro de Toledo Fernández, Duque del Alba y otrora Grande de Iberia poseedor de numerosos bienes y títulos, entre los que se encontraba el de Maestre del Campo del regimiento de los Morados Viejos. Este regimiento, y su ilustre señor, fueron vilipendiados y perseguidos antes de la invasión gala por desoír las ordenes de su rey a la defensa de las Tierras Íberas allá por el año 1638.
Realidad Histórica: Año del Señor de 1634. La alianza continental de los Habsburgo de Austria y España sujeta al continente a sangre y fuego. El 7 de Septiembre las tropas aliadas de España y Austria derrotan al ejército combinado de Suecia y Sajonia en los altos de Nördlingen (Alemania). Apenas 3 días después, el Rey Felipe IV de España, necesitado de soldados, promulga el Real Decreto de 10 de Septiembre de 1634 por el cual se crea el Tercio Morado Viejo (o Tercio de los Morados), llamado así precisamente por llevar el uniforme de color púrpura.


Y podíamos seguir con una larga lista. Pero como habréis comprobado las similitudes son más que evidentes. Sin perder su esencia histórica, 1650 A Capa y Espada te hace adentrarte en una historia completamente nueva, cuya aventura te hace ser el protagonista del porvenir del gran imperio de Iberia. 

0 comentarios: